Archivo de la etiqueta: Psicología

La cultura de esperarse al último momento

icon twitter facebook fb icon Mostro Vacci

La cultura mexicana es intrigante. Está llena de colores, sabores e ideas de todo tipo. Somos trabajadores, amorosos, apasionados, sensibles y agresivos cuando nos sentimos atacados. Sin embargo hay algo en nuestra cultura que devalúa considerablemente nuestro gran valor como parte de la humanidad: la cultura de esperarse al último momento para hacer las cosas.

Claro, no todos estamos afectados con semejante dolencia. Como psicólogo, debo reconocer, para mi eterno agradecimiento que cada persona es un individuo y tenemos ideas diferentes, sin embargo, en una gran mayoría de los casos me he topado con éste mal. Hay una tarea que hacer, nos esperamos, nos esperamos y cuando tenemos el tiempo encima, nos ponemos de malas y nos estresamos haciendo las cosas apurados y renegando por que se te acaba el tiempo. Luego sigue la inevitable promesa que para la otra vas a organizar mejor tu tiempo. Sobra decir que cuando la siguiente vez llega, la situación se repite.

Al parecer ésta tendencia masoquista es algo común en nuestro país. Nos gusta hasta cierta manera dejar las cosas al final. Y luego, cuando apenas logramos salir del embrollo que nosotros mismos nos causamos nos sentimos orgullosos y celebramos lo maravillosamente buenos que somos para resolver los problemas que no hubiéramos tenido si hubiéramos empezado antes. ¡Qué curioso!

Tengo un amigo que hace todo lo relacionado a fiestas, desde manteles e invitaciones hasta los famosos vals. Cada semana tiene un evento nuevo, ya que al parecer es muy bueno para lo que hace, el punto es que si le llamo el lunes me cuenta lo emocionado que está por un nuevo trabajo que tiene, me describe lo que le encargaron y todas las ideas que tiene planeadas, que será para dentro de tres semanas. Todo bien. Resulta que le marco el viernes para saludarlo me contesta enojado y diciéndome que anda apuradísimo haciendo los manteles o las invitaciones que le encargaron desde hace un mes y que ya le habían pagado. Sobra decir que acaba de comprar la tela y aún le faltan las invitaciones. Cuando le pregunto por qué no lo hizo antes me da como respuesta el clásico “no sé”. Hasta me ha comentado que se enoja cuando los clientes quieren ver el trabajo que aún no ha hecho.

Aunque debo admitir que no soy inocente. Transportándome a la universidad no puedo evitar recordar esas materias que odiaba, donde me la pasaba escribiendo cosas nada relacionadas con la clase, y al finalizar el semestre las noches se hacían cortas de horas para terminar los trabajos y presentaciones finales. Al pasar la materia me sentía el hombre más fregón de la historia de la universidad porque superé los múltiples obstáculos que se me presentaron y salí victorioso. Claro que las ojeras y mi mal humor los pude haber evitado, pero eso era irrelevante entonces.

Ahora, como educador, me toca ver lo mismo con mis alumnos. Con el sistema en el que trabajo los chicos pueden esperar hasta el último día del semestre, presentar los trabajos y tienen derecho a pasar, todo sin haber cursado el semestre de forma regular, ni siquiera se requiere asistir a clases. Entonces, cuando los educandos aprenden éste dato en su primer semestre, aprovechan para pasar de la misma manera todo el resto de su bachillerato. Ésta semana, la última del semestre, conocí a la mayoría de mis alumnos, todos con una cara de preocupación porque los profesores de las nueve materias que no han pasado son muy malos y no los atienden al momento que se presentaron a entregar los trabajos. Incluso el jueves a las 7:00 pm me topé con dos chicas que no conocía, con un promedio de cero que llegaron a preguntarme qué necesitaban entregar para pasar. Yo salía a las 6:00 pm.

Lo más curioso es que cuando les dije a las dos adolescentes que yo ya había salido y que habían reprobado el semestre porque no se habían presentado en todo el semestre hasta el último día a la última hora para presentar los trabajos, se enojaron tanto que hasta se metieron a la oficina de mi jefe para quejarse de que yo me negaba a evaluarlas y que ellas se habían presentado con toda la intención de acreditar la materia. Mi jefe me habló a la oficina, me expuso el problema, les sonrió amablemente a las chicas y me pidió de favor que les explicara a ellas por qué se iban a quedar reprobadas en la materia, después les dijo que ya se había terminado el semestre y que ya no había tiempo para revisar los trabajos, corregirlos, capturar las calificaciones y subirlas al sistema porque la escuela cerraba en menos de una hora para empezar el periodo vacacional. Las chicas salieron indignadísimas.

Como persona, debo comentar que he descubierto las maravillas de ser flojo. Ahora trato de hacer el trabajo por adelantado para tirar flojera el resto del tiempo. Lo adoro. Resulta que hasta éstos escritos los hago en números de repente, me veo escribiendo hasta cuatro al mismo tiempo como en éste momento. Así siempre tengo mi reserva para cuando esos momentos de bloqueo de escritor me atacan. De esa forma no me vuelvo loco, porque cuando no hago las cosas, no disfruto mi tiempo libre porque sólo estoy pensando en lo que tengo que hacer hasta que me pongo a hacerlo.

Entonces, hermanos, hermanas, seamos flojos juntos y no nos esperemos hasta el último momento para hacer las cosas, les aseguro que siempre encontraremos cosas más divertidas para hacer con el tiempo que nos sobra.

Saludos afectuosos.

Mostro.

¿Autoestima o ceguera?

facebook fb icon icon twitter Mostro Vacci

A veces caminando por las calles de mi ciudad me he topado con personas que definitivamente no tienen en su vida un amigo o un espejo, porque uno de los dos les hubiera dicho la verdad. Sé que suena cruel y que parece que estoy de odioso con las personas, simplemente me doy cuenta que a veces la gente piensa mucho de sí misma. Seguir leyendo ¿Autoestima o ceguera?

El perfeccionismo y sus consecuencias

facebook fb icon icon twitter Mostro Vacci

El concepto del perfeccionismo parece algo positivo, necesario e incluso deseable. Tomamos por sentado que va relacionado directamente con la responsabilidad, el profesionalismo y todas las conductas deseables en una persona, sobre todo en los ámbitos escolares y laborales: como estudiante, los docentes disfrutan de un alumno dedicado, responsable y consciente de lo importante que es aprovechar al máximo sus estudios, lo que se verá reflejado directamente en la calidad de los trabajos que entrega; en el trabajo se espera que lleguemos temprano, no faltemos y cumplamos con todo lo que se nos pide con una sonrisa y toda la disposición del mundo, sean cual sean las condiciones que nos rodean, cualquier desvío de esto le llaman mala actitud. Seguir leyendo El perfeccionismo y sus consecuencias

La búsqueda de la aceptación

icon twitter facebook fb icon Mostro Vacci

En estos tiempos modernos, nos vemos constantemente bombardeados por anuncios sobre la salud, sobre el ejercicio y la alimentación. En el correo electrónico nos encontramos anuncios sobre gimnasios y sobre videos de ejercicio que te darán un cuerpo escultural y bello. Hay conferencias y congresos sobre la salud mental, el bullying y las mejores formas de buscar la felicidad. Seguir leyendo La búsqueda de la aceptación

Gaydar: la forma encubierta en que los gays discriminamos

 pag_staff_face Por César Tovar

Discriminar, según la Real Academia Española (RAE), significa en su primera acepción: «seleccionar excluyendo». Significa diferenciar, distinguir. Discriminar es un proceso básico del pensamiento, es la manera en que seleccionamos lo que es relevante de entre todos los millones de estímulos de todo tipo que nos llegan cada segundo.

Sin embargo, sabemos que hoy en día discriminar tiene una connotación negativa y se entiende como un sinónimo de «exclusión» o «maltrato». Seguir leyendo Gaydar: la forma encubierta en que los gays discriminamos

Salvar la mente, salva el cuerpo #SemanaRosaRegioGay

icon_instagram pag_staff_tw Daniel Estrada

¡Hola, guys! El día de hoy finalizando la #SemanaRosaRegioGay no hablaré de espectáculos ni de televisión. RegioGay, esta gran plataforma, se une a Octubre Rosa una campaña de concientización para la prevención del cáncer de mama por parte de varias empresas en todo el mundo que hacen eco para que las mujeres se revisen periódicamente y en caso de que les sea detectada esta enfermedad pueda ser curada a tiempo. Seguir leyendo Salvar la mente, salva el cuerpo #SemanaRosaRegioGay