Diciendo adiós a recuerdos de semana santa 2014

Mr. F

 

Habían pasado ya siete meses, está preparando mi nueva aventura, estaba cerrando todos mis círculos, cada vez sentí más esa necesidad de salir, más no de huir, te ha ocurrido que caminas por las calles que te conducen a tu hogar y aunque tomes cualquier camino para llegar a ella te sientes que ya nada encaja contigo, pues a mí estaba pasado a diario y era horrible.

Pero mi mente, trataba de hallar conexiones, para poder terminar de manera mentalmente saludable ese último mes vez en mi ciudad, y encontré la solución, encontré más actividades altruistas que hacer, pues antes las realizaba pero en menor escala, en ese mes me metí de lleno, el ayudar fue mi satisfacción, fue el hecho que gracias a ellos me pude reponer y encontrar otra vez mi centro, lo más padre fue haber sido Santa Claus por unos días, pero, tras haber dejado el traje para ir a comprar los últimos regalos de navidad, pase a una conocida tiendas de autoservicio, cuyas siglas se podrían traducir en: besos-abrazo-abrazo-beso, al entrar vi que alguien estaba comiendo en el área designada para esa función, pero como andaba a las prisas solo entre por un jugo de arándanos y un pastelillo relleno de mermelada cubierto de chocolate (lo sé, no me gusta hacer promoción a ningún producto), al pagar alguien detrás de mí me dijo: -Hola , me fue difícil descifrar esa voz, a quien pertenecía, tuve que voltear y reconocer a ese individuo, claro después de haber pagado, todos esos recuerdos vinieron como aguacero a mi cabeza, recuerdos que en su momento dolieron mucho, aprendí de él y siendo honestos al verlo no me provoco nada en mi, solo dije:- Hola, ¿Qué tal? , a los que contesto: -Necesito decirte algo, ¿podemos hablar afuera?, yo de manera de manera cortes accedí, no sabía exactamente que tenía para decirme, pero yo ya había sacado de mi mochila el gas lacrimógeno, de forma abrupta me dijo que lo sentía, sentía no haberme elegido a mí en lugar de mi “ex mejor amigo” , que lamentaba el hecho de haberse ido con la persona que sabía que solo le iba a dar “diversión” inmediata y momentánea, que dicha persona la había engañado (tal como a mi) , y que se arrepiente de ser tan cobarde por no haberme buscado y decírmelo antes, por un momento quede shock, solo dije que no tenía que disculparse, que hizo lo que le dicto su razón analítica, que lo percibía como una persona que se deja llevar al 100% por lo impulsos, que nunca se ha llegado a comprometer con nada, que aunque tenía 18 años más yo (tengo 23 años) confirma la teoría que los años te pueden dar experiencia mas no madurez, y sobre todo esa madurez mental, también le dije que esto lo hubiera dicho el primer mes luego de nuestro primer encuentro, mes en que la pase mal, siendo mis últimas palabras fueron que agradecía que ambos me rompieran el corazón, me hicieron tener más coraje ante la vida, y los importante tras esa gran tormenta me hicieron ser consciente de lo que en realidad quería y que en menos de un mes iba a lograrlo, le di un abrazo y le susurre al oído: él no te engaño una vez, te engaño tres veces y me aleje, era obvio, tenía que hacer el momento más dramático, y en una pequeña proporción tenía que regresarle un poquito de lo malo que habían hecho, ya el resto, se lo iban a ir encontrado.

Tras este evento tan inoportuno  me desplace a la Plaza, mientras conducía comencé a recordar como toda esta historia, la cual inicio con esta página del pecado que comienza con M y termina en nt , donde haces conexión sexual o amistosa con alguien y se citan en un lugar, pues eso me ocurrió en una fecha parecida a esta, donde el sol y la playa hacen un complot para hacernos ir a disfrutar de estos placeres y sin mencionar la comida, yo al tener trabajo de la universidad no pude disfrutar de todo esto ( y este año tampoco pude disfrutar, estoy en la misma situación laboral),  así que en un rato de ocio entre a la página M , donde me pude percatar que muchas personas tenían mucho ocio, lo cual no está mal, cada quien, pero al revisar mi bandeja de mensajes, la cual no frecuento, encontré tantas ofertas, no mentiré algunas muy buenas, pero me agrado una, donde pedía platicar y amistad, eso me hipnotizo porque fue un mensaje largo, sumado a eso, aún más creció el  interés al ver las fotografías de este tipo, no necesito quitarse la ropa para llamar la atención, así que lo agregue a la aplicación de chat para teléfonos móviles de última generación de la cual ahora se pueden realizar llamadas gratis, tras escribirle me contesto rápidamente y por primera vez escriban más de lo que yo contaba, me pidió vernos, a lo cual accedí, salí de mi casa con el pretexto de que tenía que ver a mis amigos para aclarar unas dudas de la universidad, y rápidamente me arregle, tome mi bicicleta y maneje al centro.

Por ser semana santa, las calles de la ciudad estaban muy tranquilas, así que disfrute mucho el viaje, estaba en la sección del centro que más me gustaba, eran donde se encontraban casas antiguas, las cuales levantaban mucha curiosidad por ver cómo eran por dentro, saber si eran tan interesantes como lo eran por fuera, di un par de vueltas, pues no encontraba la dirección, hasta que alguien desde un balcón grito mi nombre, espere hasta que bajara y me recibió, quede un rato impactado, donde tus cuerdas vocales no ayudan a emitir sonido alguno de tus cuerdas vocales, quede en ese estado porque efectivamente eran más interesantes internamente, la persona frente a mi eran más alta que yo ( mide 1.85 yo mido 1.77 ) y obvio tenía más músculos que yo, así que al abrazarme me derretí. Comenzó la plática y no hubo momentos de silencio o esas veces donde tienes que meterle un freno para que no te metan mano o te besen, aquí no sucedió eso, éramos dos amigos platicando de múltiples cosas, hasta que mi vista se posó sobre un piano, si, él era maestro y estudiante de música, lo que le daba más puntos.

Transcurrida la noche ya era tarde para conducir con mi bicicleta por la ciudad (22:30 pm) así que me despedí, ambos no queríamos decir adiós, y al dirigirnos a la puerta me dijo: tengo que hacer algo que espero te sorprenda para bien y me tomo y me beso, claro, respondí a eso, creo que fue el primer beso bien dado y justo como lo quería, demoramos unos minutos hasta me invito a salir mañana, yo obviamente dije que sí. A mi salida de su casa conducir por la ciudad fue mágico, no paraba de sonreír, pero, tenía que contárselo a alguien, así que llame a mi “ex mejor amigo”, le conté el momento, pero nunca el nombre y la descripción física de esta persona, él me dijo que estaba muy contento por mí, y que el tenia igual una cita por la tarde, lo cual despertó una cierta sospecha, no sé, algo me decía que sería muy chistoso que se viera con la misma persona con la que yo me vi.

Al despertar tenía 10 mensajes en la aplicación móvil, en la cual este sujeto me comentaba un incidente con su madre y que no podíamos vernos, yo entendí, inocentemente caí, pero yo fui a la playa con mi familia, de regreso comencé terminar parte de mi capítulo 1 de mi tesis, no había recibido mensaje alguno de él, hasta que  mi “ex mejor amigo” me envía un mensaje privado de la red social de la cual hicieron una película, me contaba de su buena fortuna al haber encontrado a alguien especial, yo estaba feliz porque ambos habíamos encontrado a una persona a nuestra medida, pero mi felicidad se tornó incierta, cuando me dijo que lo había encontrado en la página con M, parte de mi decía que habíamos conocido a la misma persona y así fue, luego de preguntarle su nombre y profesión no hubo nada más que decir, era el mismo, en ese momento no entendí nada, le dije lo que ocurría pero no pareció importarle, le llame a este sujeto, pero no contesto, en un momento me quede frente a la mi monitor y el tiempo se detuvo, como si hubiera salido de mi cuerpo por un momento para observar todo a mí al redor, le explique a mi “ex mejor amigo” lo que sucedía, como podía hacer esto, pero siguió sin importarle, me dijo que así es esto, y que pensaba en algo serio con él, que el que se fue a la villa perdió su silla, no sé porque estaba siendo tan culero, después de leer todo no pude contener más y para no hacer ruido en mi casa me salí por la venta de, de un segundo piso, tenía tanto tiempo que no lo hacía, no me importo que el árbol estaba muy quebradizo, baje y eche a correr hasta el parque que estaba muy cerca, comencé a correr por esa parte donde los arboles no parecían tener fin, solo recuerdo haber pisado una botella o algo así y caí por una pendiente, quede tirado sobre todas aquellas hojas secas, no entendí lo que había pasado, tenía tantas emociones que recorrían mi cuerpo, desde las tristeza hasta el enojo. No sabía si debía regresar a casa, en realidad no sabía si podía pararme del lugar a donde había caído, no entendí como una persona puede romperte dos veces el corazón, no entendía como seguía siendo mi amigo, no alcazaba a comprender como nadie se había quedado a mi lado, ¿de verdad a todos les gustan los cabrones? esas clases de preguntas gritaban en mi mente. Luego vi la hora y decidí regresar a casa, vi que tenía varios mensajes, pero decidí ignorarlos y tenía en mente terminar mi primer capítulo de mi tesis (el cual quedo perfecto, no recibí observación alguna).

A los tres días después de este infortunio no había podido dormir, era como haber perdido otra parte de ti, como una mutilación, un abandono, necesitabas encontrar el porque me había sucedió esto, así que mañana al empezar las clases necesitaba hablar con él, que para ese entonces era mi amigo, me contó lo sucedido pero nunca se disculpó, fue una plática muy p#nd$j& , que lo único que quería es que fuera honesto, pero creo que le gustaba vivir en un mundo de mentiras o el que debía hacerme sufrir, en ese momento lo perdone, aunque analizando en este momento no lo perdone, me estaba perdonándome a mí por hacer y poder en peligro mi vida por todo esto, y luego de darme un abrazo, me dijo que ya eran pareja, yo solo dije que bueno, pero dio la pauta para empezar a decidir qué hacer de mi vida sin él, tras ello seguía pensando porque no había nadie que se quedara conmigo. Tras cuatro arduos días y tras haber empezado mi segundo capítulo de mi tesis reaccione y caminando por la biblioteca empecé a tomar conciencia que todo esto era muy rico y que las emociones juegan un papel importante en la vida de cada ser humano, fue entonces cuando todo un viernes investigue y cambie mi tema de tesis, y ahora, ella, mi bebé, está concursando con las mejores del país, mientras nuestra pareja estrella, tenían conflicto, no se entendían, y más allá de la barrera de la edad, uno de ellos, mi supuesto amigo lo engaño varias veces, y no entendía porque, el otro tipo lo tenía todo, al menos lo que yo quería, pero creo algunos tienen hambre de más y lo que lo ven en el plato simplemente no les abastece.

Al llegar a la plaza había un buzón donde escribías un deseo, el año anterior deseaba una vida más tranquila sin drama y una pareja, ese día desee que a nadie más le mutilaran el corazón, reaccione y luego escribí otro, que a nadie más se dejara caer por una decepción por más de tres días, que disfrutaran y aprovecharan tanto su duelo como lo hice yo, luego comencé a sonreír, fue entonces cuando había cerrado uno de mis bochornosos círculos, de los que más dolió pero que bueno que dolió, y puedo decir que fue la mejor semana santa que he vivido, bendita semana de del 2014.

Comenta ahora o calla para siempre.


¿Tú qué opinas? Déjanos tus comentarios.